Obstrucción de las arterias coronarias, un enemigo silencioso

Marzo 04, 2021

Nuestro corazón funciona como un músculo que bombea sangre a todo el cuerpo y de esta manera garantiza el correcto funcionamiento del organismo suministrando oxígeno y los nutrientes necesarios, para esta importante tarea utiliza, entre otras, a las arterias coronarias, pero ¿qué pasa cuando se obstruyen?.

La acumulación de placa que contienen colesterol en las paredes de las arterias genera una grave afectación a la circulación sanguínea provocando con el tiempo la reducción del flujo sanguíneo, inflamación y estrechamiento de las arterias coronarias, esta condición se denomina ateroesclerosis.

 

 

Síntomas

  • Dolor en el pecho (angina de pecho): suele producirse en el lado medio o izquierdo del pecho, se desencadena como consecuencia de estrés físico o emocional y el dolor suele desaparecer a los pocos minutos de interrumpir la actividad estresante. La intensidad del dolor es un signo de la gravedad de la condición del paciente, por eso debe prestar atención a su sintomatología.
  • Falta de aliento o fatiga: se da por la insuficiencia del corazón de lograr suplir todas las necesidades del cuerpo.
  • Infarto: en este caso el ataque cardíaco se da como la consecuencia más grave del taponamiento de las arterias coronarias, su desenlace puede ser fatal sino se atiende a tiempo.

 

Exámenes diagnósticos

Si viene presentando los anteriores síntomas es importante consultar con su médico, en caso de infarto debe hacerlo de inmediato con el servicio de Urgencias, este podrá determinar la gravedad de la ateroesclerosis realizando exámenes diagnósticos como son una ecocardiografía, que es un estudio de ondas sonoras que producen una imagen del flujo de sangre en las arterias o también una arteriografía, en la cual se inyecta en las arterias un colorante inofensivo que permite determinar la gravedad de la obstrucción y su ubicación, y en caso de ser necesario por medio de este examen se puede brindar tratamiento.

 

¡Se puede prevenir!

El control de los factores de riesgo es clave para el cuidado de su corazón, por eso prevenir es posible si hace los cambios necesarios en su estilo de vida, por ejemplo: no fumar, no consumir alcohol en exceso, realizar actividad física regularmente y alimentarse sanamente. Con lo anterior no solo disminuye las probabilidades de obstrucción de sus arterias, sino que también ayuda a evitar la aparición de otras enfermedades crónicas como son obesidad, hipertensión arterial, diabetes, entre otras.

En la Clínica Shaio somos un centro especializado en enfermedades cardiovasculares con más de 60 años de experiencia y los mejores profesionales de la salud capacitados en diferentes especialidades del corazón, conozca más de nuestros servicios en Cardiología aquí y agende su cita.

¡Si es Shaio, es corazón!

 

Este artículo contó con la asesoría del Dr. Osmar Pérez, cardiólogo de la Clínica Shaio.